#4 AUTOCUIDADOS Y SANACIÓN COLECTIVA.

Editorial Autocuidados y Sanación Colectiva

Cuando era niña recuerdo con cariño cada vez que estaba enferma los cuidados de mi mamá. Cuando había fiebres ella cortaba papas en rodajas, las ponía en el congelador y después me las ponía en la frente para bajarme la fiebre. Si tenía dolor de garganta me preparaba limón con miel. Si tenía tos, me preparaba una cebolla con azúcar, y me daba a beber el juguito que sale de esa mezcla que suena un poco repugnante e inusual. Sin embargo todos esos olores y sabores de mi niñez de los cuidados son algo que mantengo muy cerca de mí, y ahora que me toca cuidar a mi hija y quienes tengo alrededor procuro esos mismos cuidados, saco el recetario de hierbas si me pongo a buscar los remedios para las dolencias. Esos cuidados amorosos que necesitamos, los apapachos, ese calor. 

Cuando migramos muchos de esos cuidados se quedan allá lejos, en las memorias, en nuestros países. No todas crecimos con esos cuidados, no todas sabemos de estos cuidados, no todas quienes cuidamos sabemos cuidarnos. Los cuidados son algo tan sencillo que necesitamos, todo cuerpo necesita cuidados. Pero nos olvidamos. 

La práctica de los autocuidados es importante para la sobrevivencia de los cuerpos de mujeres Negras, Indígenas, Inmigrantes, para todas quienes hemos padecido trauma. La escritora Afroamericana lesbo feminista Audre Lorde ya lo decia: “Cuidarme a mí misma no es un acto de auto indulgencia, es autopreservación, y este es un acto de lucha política”. Por qué vivir en un cuerpo No Blanco significa que llevamos a cuestas la lucha por nuestras vidas, por nuestras crianzas, por nuestra liberación. 

Es en este marco de auto cuidados como estrategias de lucha política que Comadre Luna lanzó una convocatoria para preguntarle a los muchos cuerpos de mujeres cuáles son sus estrategias de cuidados. Creemos firmemente que parte de nuestra lucha de liberación debe incluir prácticas de cuidados colectivos, y sanación. La pandemia de Covid-19, y la pandemia de la supremacía blanca, la represión policiaca, la persecución a cuerpos No blancos, son lo que llevamos a cuestas en nuestras espaldas. Nuestra sanación colectiva es una apuesta política.

En esta cuarta edición del fanzine de Comadre Luna compartimos estas estrategias que nos llegaron desde muchos rincones del mundo. En el momento en el que el mundo nos forzó a cerrar las puertas de nuestro hogares que para muchas ha representado ansiedad, soledad y violencia, Comadre Luna abre las puertas para rescatar esos saberes de sobrevivencia que nos han heredado nuestras abuelas, nuestras ancestras, nuestras hermanas, entre comadres nos cuidamos. Las estrategias de autocuidado no son esa apuesta que nos vende el capital de cremas de noche y spas lujosos, sino esas estrategias de autodefensa, que ultimadamente fortalecen nuestros cuerpos para sostenernos mutuamente. 

Desde Comadre Luna les mandamos un apapacho amoroso, que esta edición les alcance en el rincón en que se encuentren para prender la llama de los autocuidados y sanación colectiva.